Jue. Ene 27th, 2022

El pasado «barra» del pornodiputado Ameri y la «protección política» de la mujer de Roberto Navarro

Cómo llegó a la política salteña y su cercanía con el periodista militante.

Juan Emilio Ameri no es una excepción. Militante con pocas ideas y mucha cultura del «aguante» -tal el nombre de su agrupación salteña-, el renunciado diputado nacional supo construir una carrera política no exenta de escándalos y cercana a los símbolos del relato K.

A pesar de la indignación de la legisladora porteña Ofelia Fernández, entre las «jóvenes» líneas de La Cámpora y sus agrupaciones aliadas, no son pocos los dirigentes sociales que han sumado voluntades en base a la extorsión y al expreso pedido de favores sexuales. Las denuncias contra Ameri llovían, según relató anoche la titular del INADI, Victoria Donda, pero nadie hizo nada pues «se discutía internamente».

Ameri junto a Roberto Navarro y su novia, Noelia Bonetto.

Ameri ocupó el lugar vacante del sospechado de malversación de fondos públicos, el ex intendente de Tartagal, Sergio Napoleón «El Oso» Leavy, actual senador cercano a Cristina Kirchner. Leavy aprovechó el alud en su ciudad, a comienzos del 2009, para edificar un sistema de corrupción con las viviendas sociales y la construcción de un centro de salud con los fondos de Sueños Compartidos. Las relaciones con los Schoklender y con Hebe de Bonafini no terminaron bien.

¿Cuál fue el rol del publicista del relato Roberto Navarro en el armado de las listas salteñas? Fue el creador del Destape quien impulsó la campaña de Leavy como gobernador en Salta pues era «el hombre de Cristina». Por ese entonces, según las fuentes consultadas, Ameri ya se codeaba con el poder, como le expresaba a sus allegados, tras afianzar su relación con la novia militante del periodista militante Navarro. Noelia Bonetto fue la puerta de entrada y su padrino político para el ascenso de Ameri.

Portal de Salta del 2017

Lo que no queda claro en la historia «política» de Ameri es cómo llegó a Salta tras nacer y criarse en la ciudad de Buenos Aires.

El diputado «calentón» como lo calificaría Aníbal Fernández se alejó de la opulenta ciudad tras un paso en las oficinas del club River Plate. Medios locales han informado que trataba con barras bravas del club millonario pero su rol fue otro.

Ameri manejaba la distribución de las entradas que se destinan a las peñas del interior del país. «Acá lo recordamos con mucha bronca pues le pedía los carnets a los socios del interior del país, no les daba la entrada y después se descubrió el millonario negocio que hizo tras un River Boca» recuerda un vocal del club que prefiere el anonimato por su cercanía con el oficialismo del club y su cercanía con el kirchnerismo. «Ameri hizo un gran negocio con las entradas, en su despacho un día le encontraron pilas de entradas que se había quedado -aseguran para la reventa con la barra- y lo quisieron cagar a trompadas» explica otra fuente.

Amenazado, Ameri buscó las lejanas tierras salteñas para construir una carrera que lo llevaría al Congreso de la Nación.

En River Plate, no guardan su nombre con agrado. En las peñas del interior del país, más de una década atrás, el apellido Ameri, aún es recordado con un sabor amargo: «El que prometía entradas y se las quedaba».

«Se chupó la guita de los socios» concluye con sarna otra fuente fanático del club de Marcelo Gallardo y Enzo Francescoli.

Apoyá a los que luchamos por el derecho a la verdad. En los medios financiados por el poder, difícilmente la encuentres. Hace click acá, y suscribite a PyP.

El pasado «barra» del pornodiputado Ameri y la «protección política» de la mujer de Roberto Navarro comentarios en «2»

  1. Es importante la denuncia formal de estos hechos para desenmascarar la política de los corruptos k en perjuicio de los contribuyentes del pueblo argentino que deseamos políticas transparentes para nuestro país.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.