mar. Jul 7th, 2020

Espionaje M. Mitos y verdades sobre las visitas al despacho de Fernando De Andreis

En medio del escándalo por la causa “Verdura”, el abogado de Cristina Kirchner denunció que el ex secretario general de la Presidencia de Mauricio Macri recibió a agentes de la AFI en la Casa Rosada. En exclusiva, PyP revela los mitos y verdades en torno a aquella visita con la que el kirchnerismo busca apuntalar la investigación por espionaje ilegal contra el macrismo.

Cada quien se engaña con la mentira que más le gusta. Y algo de eso hubo en la denuncia que el lunes pasado presentó Carlos Beraldi, abogado de la vicepresidenta Cristina Kirchner, ante el juzgado federal N° 1 de Lomas de Zamora, donde tramita la escandalosa causa por espionaje ilegal a políticos, sindicalistas y periodistas durante el macrismo conocida como “Verdura”. En el escrito, el letrado planteó que el ex secretario general de la Presidencia de Mauricio Macri, Fernando De Andreis, recibió a agentes de la AFI en su despacho de Casa Rosada.

La presentación de Beraldi se basa en un registro de audiencias, que está disponible en el sitio web de la ONG Poder Ciudadano. El trampolín político de la macrista Laura Alonso. ¿Qué dice el registro? Que el 21 de enero de 2016, entre las 10.22 y 10.23 ingresaron a la Secretaría General de la Presidencia cinco personas: Rodrigo Simón, Javier Bustos, Francisco Arceo, Jonatan Nievas y Daniel Roset. Sin embargo, el abogado pone el foco sobre dos de ellas (Bustos y Nievas), quienes -según él- “tuvieron una reunión que se extendió por unas tres horas”.

Efectivamente, los dos personajes señalados por Beraldi permanecieron en Casa Rosada un largo rato. Dos horas y cuarenta y un minutos para ser exactos. De acuerdo a los registros oficiales, Nievas y Bustos se retiraron de la Secretaría General a las 13.04. También sus compañeros Simón, Arceo y Roset. Sin embargo, hay un detalle que el abogado de CFK omitió: no eran espías sino efectivos de la Policía Metropolitana (PM). ¿Qué habían ido a hacer? Según pudo reconstruir PeriodismoyPunto, “una limpieza”.

Fuente: Poder Ciudadano

Iniciado el gobierno de Mauricio Macri, en los despachos de la titular de Aerolíneas Argentinas Isela Constantini y del jefe del Estado Mayor Conjunto de las Fuerzas Armadas, Bari del Valle Sosa, se encontraron micrófonos. A partir de esos hallazgos, ministros pidieron a la PM “una limpieza” de sus oficinas y también en la del Presidente. Una tarea que se realizaba con periodicidad durante la gestión Macri en el gobierno de la Ciudad. Las primeras oficinas en ser revisadas fueron las del mandatario, De Andreis y el jefe de Gabinete Marcos Peña.

Esta situación tomó estado público el 6 de marzo de 2016. Fue primicia del periodista Nicolás Pizzi, quien entonces publicó en Clarín: “Pese a las reformas de la ex SIDE, y el fin de la “era Stiuso”, el recambio de gobierno trajo una nueva “psicosis” por el espionaje. Algo similar había ocurrido con la llegada del kirchnerismo. La particularidad de esta nueva transición es la desconfianza en las fuerzas de seguridad nacionales para la “limpieza” de los despachos oficiales. La mayoría de los operativos quedaron a cargo de la Policía Metropolitana”.

¿De dónde surge que Nievas y Bustos eran espías? Fuentes policiales indicaron a PeriodismoyPunto que ambos fueron enviados “en comisión” a la AFI en octubre de 2018. Allí llegaron por pedido del ex espía Alan Ruiz, quien coordinaba un grupo de agentes que funcionaba bajo la órbita de la Dirección de Contrainteligencia que entonces comandaba Martín Coste. A Ruiz lo conocían de la PM, fuerza a la que el ahora detenido ex agente renunció el 10 de diciembre de 2015 para sumarse al Ministerio de Seguridad de La Pampa.

La estadía de Nievas y Bustos en la Agencia se habría extendido por un año. Hasta octubre de 2019, cuando terminaron volviendo a la Policía de la Ciudad. Meses antes, habían dejado la AFI los otros policías involucrados en la supuesta red de espionaje ilegal M: Jorge “El Turco” Saez y Leandro Araque, quienes también regresaron a la policía porteña. Curiosamente, y a pesar de ser quienes destaparon el presunto espionaje a Diego Santilli (vicejefe de Gobierno y ministro de Justicia y Seguridad de la Ciudad), fueron pasados a disponibilidad. Bustos y Nievas, en tanto, siguen trabajando.

Apoyá a los que luchamos por el derecho a la verdad. En los medios financiados por el poder, difícilmente la encuentres. Hace click acá, y suscribite a PyP.

2 thoughts on “Espionaje M. Mitos y verdades sobre las visitas al despacho de Fernando De Andreis

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *