vie. Nov 15th, 2019

DÍA NACIONAL DEL POLICÍA: REALIDAD INSTITUCIONAL Y TRABAJADORES DE LA SEGURIDAD

El 19 de Abril pasado fue el día nacional del  policía. La elección de la fecha deriva del 19 de Abril de 1947, en la cual se sentaron las bases del actual “Convenio Policial Argentino”, cuyo reglamento fue aprobado en 1983, para más tarde instituirse en todo el país en el año 1999, mediante un decreto labrado por el ex presidente Carlos Saúl Menem.

En el mismo se expresa: “Dicha propuesta se fundamenta en la necesidad que a nivel nacional -en un día determinado- se establezca ante la comunidad, el recordatorio de la invalorable misión que desarrollan todas las instituciones policiales y fuerzas de seguridad del país, como una forma permanente de revalorizar la imagen de quienes integran dichas instituciones, honrando con particular sentimiento a aquellos que han ofrendado su vida en “cumplimiento del deber”.

Ahora bien, es innegable la importancia de la función que desarrollan todos los Trabajadores de las diferentes Fuerzas de Seguridad, con el acompañamiento y el compromiso de sus Familias que muchas veces padecen en carne propia las vicisitudes de tan loable pero a la vez ingrata profesión, por lo cual necesariamente debe existir un día para conmemorar su tarea.

Sin embargo la pregunta es inevitable. ¿Es suficiente una fecha en el calendario para enaltecer y reconocer a aquellos que ponen en riesgo y ofrendan su vida, y la estabilidad y bienestar de sus propias familias?

Innumerables son los casos de desidia, abandono y violencia estatal en todas las jurisdicciones; Nación, Provincia, Municipio y Ciudad Autónoma de Buenos Aires; que dejan en manifiesto que “UNA SIMPLE FECHA NO ALCANZA”.

-¿Subsanan el “Recordatorio del 19 de Abril” las graves y reiteradas falencias, faltas, vacíos legales, y los abusos del Poder Político y Altos Mandos, que son blanco los Trabajadores de la Seguridad?

-¿Cómo conformarse con la mera existencia de un día, de una imagen y un “Spot Publicitario Gubernamental”, ante la presencia de un Sistema Corrupto que vulnera de forma sistemática los Derechos Fundamentales de, no sólo los Uniformados, sino también de quienes revistan en un Régimen Civil, y las Familias de todos ellos?

-¿Cómo conformarse simplemente con un día conmemorativo cuando los Sueldos de las Fuerzas son retribuidos de manera injusta, magra y en “en negro”, o bajo la arbitraria e ilegal figura de la “Suma No Remunerativa”?

-¿Cómo conformarse cuando no se reciben prestaciones ni asistencia médica integrales de calidad por parte de las Obras Sociales impuestas?

-¿Cómo conformarse ante la realidad calamitosa de miles de retirados y jubilados que luego de ofrendar los mejores años y exponer sus vidas, son retribuidos con “Migajas, Abandono y Silencio Estatal”?

-¿Cómo conformarse cuando la Sociedad es testigo de las condiciones indignas y decadentes de labor que padece el Uniformado, y agravadas por deficientes planes y programas de formación, equipamiento y armamento obsoleto o inadecuado, y la histórica inexistencia de respaldo institucional y seguridad jurídica que debería encontrarse garantizado desde el vamos a todo servidor público, y que constituyen todos estos factores en su conjunto, requisitos indispensables para brindar un “Servicio de Calidad”?

-¿Cómo conformarse cuando el panorama expuesto, se encuentra agravado por la flagrante y arbitraria negación de la “Libertad de Asociación”, que debería asistir a todo ser humano?

Señores gobernantes y funcionarios, UNA SIMPLE FECHA NO BASTA. Si desconocen de la materia o se encuentran mal asesorados por su entorno, sírvanse de esta humilde síntesis para corregir el rumbo y hacer el trabajo como corresponde realmente.

Pablo Sebastián Giles

@pablosgilesok

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *