Mié. Ene 19th, 2022

El siniestro pasado de Gómez Centurión: culto al nazismo y fuertes amenazas

El ex militar proviene de la Agencia Gubernamental de Control de la Ciudad de Buenos Aires, nombrado en la aduana por el Director de la AFIP, Alberto Abad. Gómez Centurión fue desplazado de su cargo por sospechas de irregularidades en el ingreso de contenedores y denunciado por el propio gobierno, desde el Ministerio de Seguridad a cargo de Patricia Bullrich.

Según Infobae “La denuncia de Seguridad contra Centurión no fue la primera que involucra al ahora ex titular de Aduana. Anteriormente, el abogado Maximiliano Rusconi realizó una presentación en la que acusó a Centurión de los delitos de falso testimonio, violación de correspondencia, abuso de autoridad, violación de los deberes de funcionario público y encubrimiento. La denuncia recayó en el Juzgado Criminal y Correccional Federal 8, a cargo de Marcelo Martínez De Giorgi, en tanto, la iniciada por la cartera de Seguridad, que conduce Patricia Bullrich quedó en manos de Ariel Lijo, titular del Juzgado Criminal y Correccional Federal 4″.

La denuncia es de una gran complejidad y habría golpeado fuertemente al Presidente Macri, por su extrema confianza. Una fuente confiable dice que el 9 de Julio cuando Macri no llegaba al desfile del Bicentenario, habría estado, entre otros, desayunando con él

Juan José Centurión comenzó su carrera militar en 1976, participo de la Guerra de Malvinas y culminó en 1995 después del alzamiento carapintada, del que formó parte durante la Semana Santa, en el gobierno de Raúl Alfonsín.

Pero no son estas las primeras denuncias que recaen sobre su figura, ya en 2014 fue el CECIM, Centro de Ex Combatientes de Malvinas, quién lo denunció en la justicia porteña por impartir contenidos nazis en unas jornadas organizadas para difundir la gesta de Malvinas en escuelas primarias de la ciudad. Lo que el CECIM reclamó fue la presencia de defensores públicos de militares condenados por lesa humidad, que participaron de la guerra de Malvinas, y se encuentran detenidos, y el ensalzamiento de valores filonazis transmitidos a los niños. Recordemos que el CECIM es quién lleva a cabo las denuncias por torturas, por parte de algunos oficiales, a soldados conscriptos desplazados a Malvinas durante la guerra, acciones que llegaron ya a la Corte Internacional de la Haya.

Pero lo más grave, en esas jornadas, fue la presencia junto a Gómez Centurión, de Carlos Szyrkoviec, suboficial del Ejército retirado, quién fue invitado a la actividad como «dibujante». En su cuenta de Facebook, Szyrkoviec no esconde su adoración por el nazismo. Públicamente, el 20 de abril, el ex combatiente celebró el 125º aniversario del nacimiento de Adolf Hitler a quién saludó por su cumpleaños. “Feliz cumpleaños Adolf..!!!”, escribió sin tapujos. Incluso, añadió un link a una nota en la que se le rinde honor y loas a uno de los mayores asesinos de la historia. Szyrkoviec también festeja desde la misma red social a los carapintadas y da rienda suelta a su explícito fascismo. Por ejemplo, posteó una fotografía de una escopeta y acotó: “Herramienta especial para tener a mano en estos tiempos de exterminar zombies morochos…”

Otro de los amigos de Gómez Centurión es Carlos Pampillon (en la foto de introducción de la nota, es quién sostiene la bandera), dirigente del FANOPA; Foro Nacional Patriotico, ultraderechista, que se define como ultra nacionalista y católico, a quién se sindica como iniciador de la avanzada neo nazi en la ciudad de Mar Del Plata, dónde pintaron el portón de entrada del centro de residentes bolivianos y se adjudicaron el hecho.

Con pintadas de murales, Pampillon desarrolla sus actividades nacionalistas. Con ellos, suele presentarse el grupo de Rock Feed, que también acompañan a Gómez Centurión en algunas de sus presentaciones por Malvinas, y que pregonan la cultura nazi. Junto a Pampillon se lo ve en la fotografía publicada.

Fueron estos grupos, quiénes luego de la denuncia del CECIM, amenazaron a sus miembros y amagaron con enviar una agrupación a pintar murales de escrache a la ciudad, hecho que fue denunciado penalmente, lo que los hizo desistir.

Mario Volpe, titular del CECIM, señala que las denuncias siempre fueron cajoneadas. Centurión también fue acusado de amenazar al padre de unos de los bomberos muertos en el incendio de Iron Mountain, Juan Matías Monticelli, mientras estaba en la Agencia de Control Gubernamental y era quién debía controlar a la empresa siniestrada. Las amenazas fueron realizadas a través de su cuenta de la red social Facebook, cosa que es común de Gómez Centurión, la cuenta usada para las amenazas lleva el nombre de Juanjo Malvinas y una pericia informática determino que era de él.

En oportunidad de realizarse una larga gestión diplomática ante la embajada argentina en Londres, para que un ex conscripto argentino enviara a la viuda del coronel que mató en la guerra, una emotiva carta, fue él quién impidió que se llevara a cabo por diferencias de criterios con el soldado, hecho que se publicó en Infobae, y a raíz de eso y desde otra cuenta de facebook, Gómez Centurión agravió y amenazó a quiénes realizaron aquella gestión.

De gran actividad en las redes sociales, con diferentes cuentas y en diferentes grupos, cerrados y abiertos, cuenta con un gran número de seguidores que llegan a la idolatría por su figura. Fue el mismo que cuando estaba por asumir el Presidente Macri, llenó sus cuentas de Facebook y sus grupos, con lo que sería su programa como Ministro de Defensa, y fue él quien echo a correr la voz de que Mauricio Macri liberaría todos los presos políticos de la dictadura, para ganar el voto de la ultra derecha. También prometió cargos a ex combatientes. Su mayor defensor y promotor es el periodista, cara de la guerra de Malvinas, Nicolás Kazanzew, que fue divulgador de su futuro Ministerio de Defensa, sin que el entonces presidente electo Mauricio Macri lo nombrara nunca para tal cargo.

Su última aventura privada fue la realización de una película sobre Malvinas, Soldado Argentino, para la que se comprometió a aportar fondos por un millón de pesos, que primero saldrían de su empresa editorial, que según pudimos saber, se llamaría Argentinidad. Luego dijo, según los productores, el dinero seria aportado por la intendencia de San Isidro, nadie sabe en concepto de qué. Sólo aportó cien mil pesos, la película fue dirigida por Rodrigo Fernández, con el proyecto iniciado y sin el dinero del promotor, debió coproducirla en asociación con Midu Filmus, y Gómez Centurión y los fondos prometidos se esfumaron del proyecto.

Hoy, todos sus seguidores en sus distintos perfiles, están sorprendidos, descreídos de que se trate de él, su ídolo, su héroe. El hombre de confianza de Mauricio Macri, que cuando se enteró de las denuncias pidió su separación inmediata del cargo.

Aunque se entiende que prime la presunción de inocencia, muchos saben quién es desde antes de estar a cargo de la Aduana. Un hombre controvertido, autoritario y capaz de proferir amenazas y agravios, a quién no piensa como él.

Deberían recordar quienes rinden culto a su figura, que la guerra no baña de agua bendita a nadie y los hombres que vuelven, siguen siendo hombres, sujetos a todas las imperfecciones que ello implica.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *