Hallazgo sorprendente. ¿Néstor Kirchner se apropió el documento más importante de la historia Argentina?

Dos publicaciones en el Boletín Oficial de la Provincia de Santa Cruz acreditan la compra de documentos históricos muy significativos. En una se refiere a la compra y luego en otra el cambio a “donación”, de estos documentos. Exclusivo: ¿el robo más escandaloso al material fundacional de la patria?.

Sorprendido el país todo ante la tenencia por parte de la ex presidente Cristina Fernández de documentación histórica que debería estar en el Archivo General de la Nación, es posible que la provincia de Santa Cruz tenga en su poder, entre otros escritos, las Actas Capitulares de los días 21 al 25 de Mayo de 1810, según consta en el Boletín Oficial de la Provincia del día 30 de Enero de 2002 (por entonces bajo la gestión de Néstor Kirchner), expediente número 564.902-01. En dicha publicación, aportada por la Profesora Carolina Araoz, quién lee todos los boletines oficiales de la provincia, consta la donación por voluntad propia por parte del ya fallecido ex- Secretario de DDHH Eduardo Luis Duhalde, de las mencionadas Actas Capitulares, y otros documentos. Las actas constituyen la génesis de la Nación y un indudable valor histórico: en ellas se detallan los movimientos, los petitorios y los actos de la revolucionaria Semana de Mayo.

 

Fuentes oficiales de la provincia.

 

Lo llamativo del caso es que un mes antes, según el mismo Boletín, por Decreto Numero 2259, y según expediente número 564.229-01, se autoriza la compra por el valor de 250 mil pesos de aquel año, el equivalente a 250 mil dólares porque aun regia la convertibilidad, de una cantidad de material histórico para enriquecer el valor patrimonial de la provincia.

¿Qué paso entre un boletín  y otro?. Por lo que Periodismo y Punto pudo indagar,  grupos de investigadores sacaron por entonces solicitadas en los medios locales, criticando el enorme gasto en documentos que para la provincia no tenía sentido poseer. Recordemos que en la época de la Colonia, Santa Cruz era un territorio habitado por pueblos originarios, ningún investigador que reconstruya la historia de Santa Cruz necesitaría esos documentos, según relatan, referidos a épocas de la Colonia y a décadas posteriores de Unitarios y Federales. Por lo que podría estar radicado en esa protesta, el cambio de compra a donación. Los investigadores refieren que por ejemplo no tenían sillas ni computadoras para trabajar, ¿para qué entonces adquirir documentación de semejante valor?. ¿La compra se realizó igual y se ocultó bajo una donación?.  Sería importante que la justicia investigue.

 

Las actas constituyen la génesis de la Nación y un indudable valor histórico: en ellas se detallan los movimientos, los petitorios y los actos de la revolucionaria Semana de Mayo

 

Otro punto en cuestión es el origen de dicha documentación.  La pregunta obligada es ¿por qué estaría en manos de un particular, Eduardo Luis Duhalde?. El mismo que fuera luego Secretario de Derechos Humanos en la Presidencia de Néstor Kirchner. Hemos consultado muchas fuentes, como un ex Director del Museo del Cabildo de Buenos Aires, que prefiere mantener su nombre en reserva, que sostiene que habría que inspeccionar y corroborar el origen de este material que posee Santa Cruz. El Cabildo utiliza para sus trabajos históricos las que están publicadas en los acuerdos del Cabildo, que son las que publicó la Imprenta del Estado en 1836.

 

¿La pareja presidencial intentó quedarse con la historia argentina?.

 

El Director del Archivo General de la Nación, Emilio Leonardo Perina,  se comprometió a investigar que tiene en el archivo, ya que según un empleado que nos atendió, hay crónicas de Mayo de 1810 en cajas fuertes, pero no pudieron especificar sus fechas. Para darle la seriedad que merece este asunto, el Abogado José Lucas Magioncalda, presentará a la brevedad una solicitud formal de acceso a la información pública.

 

Decreto del Poder Ejecutivo, año 2002, bajo la gobernación de Néstor Kirchner.

La petición es con fines de aportar a esta investigación y determinar la autenticidad de los mencionados registros de la Revolución de Mayo, sí estuvieron en manos del Estado Nacional, si existe registro de que salieron de su tenencia y si existe constancia de que particulares o Estados Provinciales hayan adquirido los originales de esos registros de aquella época tan relevante.

Como se puede leer en las imágenes de los Boletines Oficiales referidos en esta nota, Eduardo Luis Duhalde, además de las actas, dona una copia facsímil del Testamento del General San Martin, cartas de pésame de Victoria Ocampo a la viuda de Torcuato de Alvear, Regina Paccini, cartas del premio Nobel de la Paz, Carlos Saavedra Lamas y del Premio Nobel de Medicina Dr. Bernardo Houssay, un cuadro del músico compositor Alberto Ginastera.  Una esquela de Francisco Moreno, conocido popularmente como Perito Moreno y una receta firmada por el Doctor José Ingenieros. También el Manifiesto del Congreso a los Pueblos de 1816, sobre el que no habría dudas de autenticidad, porque se hicieron 500 copias del mismo en ese año, incluso algunas en lenguas originarias. Por lo que puede ser una de esas.

Lo más llamativo sigue siendo que no sabemos si fue donación o compra, ya que el mismo Boletín Oficial de Santa Cruz o se desmiente o rectifica a sí mismo, o se compraron unos documentos y se donaron luego otros.  Algunas fuentes oficiales aseguran que la compra existió.

En el Boletín Oficial que se refiere a la compra, justifica la misma por la puesta en valor del patrimonio provincial y atento al dinero invertido en el Complejo Cultural Santa Cruz, que hoy funciona en Rio Gallegos ofreciendo espectáculos de diversa índole, pero en su página de la red social Facebook no habla de archivo histórico alguno. Luego  en el mismo Boletín dice que la inversión de 250 mil pesos (dólares de entonces) atiende a las políticas de reconvertir en  Archivo Histórico Provincial. No queda claro nada. Nos planteamos como hipótesis si estos documentos fueron adquiridos de la manera que hayan sido adquiridos, junto a los que se encontraron en el allanamiento a la casa de Cristina Fernández al Calafate, el prontuario de Hipólito Irigoyen y la carta manuscrita de Bernardo de O’Higgins. ¿Si Eduardo Luis Duhalde era un coleccionista privado, por qué poseía documentos de interés nacional?.

 

Algunas fuentes oficiales aseguran que la compra existió

 

Un hecho anecdótico, pero que puede ser significativo en esta investigación, es que llamamos al Archivo de la Provincia de Santa Cruz, respondieron que no tenían ingresadas las actas y comenzaron a indagar para qué queríamos saber, cuando explicamos que buscábamos constatar la tenencia de las Actas Capitulares, nos cortaron el teléfono sin más trámite.

La titular del Archivo Provincial es Elida Irene Luque designada por decreto número 164-96. Para tomar real dimensión de lo que significan las Actas Capitulares del Cabildo de la Semana de Mayo de 1810, a continuación la fundamentación al ser publicadas en 1836 por la Imprenta del Estado.
Prólogo a las Actas del mes de Mayo de 1810:
“El primer monumento histórico de la República Argentina se echaba menos en sus anales, por haberse omitido su publicación cuando más importaba divulgarlo. Se ignoran los motivos que influyeron en este descuido, ni queremos indagarlos, por respeto a la memoria de los que, inconsideradamente o por cálculo, relegaron al olvido tan clásico documento. Buenos Aires 1836”.


¿Estaríamos entonces ante los archivos y legados fundacionales de nuestro país?. ¿Están las mismas dónde deben estar?. La respuesta la tiene el Archivo General de la Nación. Ojala no se trate de otro capricho fundacional de Néstor Kirchner.

 

Alicia Panero.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *