Exclusivo: Quiénes son todos los ex secretarios de CFK.

A las dos de la madrugada del miércoles 26 de septiembre, el juez Claudio Bonadio ordenó detener en Río Gallegos a Fabián Gutiérrez y a Daniel Álvarez. Los dos habían sido mencionados por José López, ex secretario de Obras Públicas de la Nación. Fue en el marco de la causa de los cuadernos  de las coimas K.

Según José López, convertido en imputado colaborador, Gutiérrez fue el artífice que orquestó su estrambótico viaje hacia el convento de General Rodríguez en junio del 2016. López cree que ese dinero que le acercó Gutiérrez era de la Señora ex Presidenta de la Nación y que había que moverlo urgentemente por temor a una “mexicaneada”.

Extrañas casualidades. Los ex secretarios de CFK aparecen situados en los momentos previos a las caídas de los dos símbolos de la obra pública kirchnerista: el funcionario inescrupuloso –José López- y el empresario patagónico.

El 5 de abril del 2016, día en que detuvieron a Lázaro Báez, Daniel Álvarez golpeó la puerta del titular de Austral Construcciones en Río Gallegos. Báez volaba por los cielos y estaba por aterrizar en San Fernando sin saber que lo esperaba la justicia para encarcelarlo. “La semana que viene nos comemos un asado” le había dicho antes de partir a uno de sus allegados en la empresa que quería convertir en la Techint del siglo XXI. Uno de sus abogados, en aquel momento, Daniel Rubinovich, estaba confiado a pesar de la difusión de las imágenes del famoso video de La Rosadita: “Está todo bien, no pasará nada”. El juez Sebastián Casanello era considerado “cercano” a la causa nacional y popular. Los canales de televisión informaban sobre la inseguridad y las críticas al modelo económico de Mauricio Macri que lanzaba el kirchnerismo. Aún nadie sabía qué pasaría con el avión de Lázaro Báez excepto el secretario de CFK.

  • Norma ¿Lázaro ya salió a Buenos Aires?
  • Sí –respondió la mujer de Báez
  • Hoy lo van a detener, anticipó Álvarez.

¿Cómo sabía? En el entorno de Báez están convencidos que al empresario lo entregó Cristina.

Otro de los secretarios que sumó riqueza y poder durante la segunda presidencia de CFK fue Juan Alarcón. “Tatú” vivía en un barrio carenciado, ex policía que hoy nadie sabe cómo hizo su fortuna. Es dueño de un toro Gran Campeón de Palermo.

Martín Aguirres es oriundo de Chivilcoy y es otro de los secretarios que levantaba las “llamadas puente” en Casa Rosada para la Señora.

A “Tatu” lo echaron acusándolo por lo bajo de quedarse con dinero de otros. Extrañamente, nadie lo denunció. Mariano Cabral también fue cercano a los Kirchner como el ex jefe de seguridad de la Señora, Diego Carbone. ¿Seguirá viviendo en un barrio privado en Nordelta?

Las grandes joyerías de Barrio Norte y Recoleta conocen los rostros de los ex secretarios de Cristina. Las casas de antigüedades, también. Los objetos suntuarios son una buena manera de blanquear plata. Pablo Barreiro, hijo del jardinero más famoso de los últimos tiempos, trabajaba para Oscar Parrilli. Creo la firma RP Transporte SA y se desempeñaba como encargado en el hotel Los Sauces en El CAlafate.

Fabián Gutiérrez llegó a codearse con el poder por una relación de parentesco con el ex funcionario Luis Lázaro –ex gerente en canal 7 durante el primer gobierno del kirchnerismo y ex hombre fuerte en el COMFER-.

Otro de los hombres que la justicia debería investigar es Isidro Bounine, hijo de la niñera de Florencia Kirchner –Makena-. La mujer que los conoce a todos le decían Cuca. En noviembre del 2016, Alicia Panero descubrió que a Cuca –la mucama de CFK- la habían nombrado en el Estado con un sueldo de 90 mil pesos.  http://periodismoypunto.com/2016/11/la-mucama-de-la-ex-presidenta-cristina-kirchner-fue-nombrada-con-sueldo-de-funcionario-90-000/

Casualmente Bounine fue sobreseído por el mismo juez que ahora detuvo a dos ex secretarios personales de CFK. Bonadío investigó por enriquecimiento ilícito a Bounine en el 2011. Era otra Argentina. Bounine multiplicó su patrimonio en 5400 % en ocho años. Al ingresar a la función pública declaró poseer 15 mil pesos. Se fue con mucho más. Facturaba a la empresa de Cristóbal López, La Corte en concepto de “alertas web”. Se fue en la época de Gutiérrez, en el 2011.

María Angélica Bustos ni Makena tampoco visitaron Comodoro Py. Hasta hoy, los secretarios de Cristina Kirchner, se creían impunes. Hoy, Álvarez y Gutiérrez están detenidos.

Por Luis Gasulla

@luisgasulla

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *